viernes, 7 de agosto de 2009

Enric González vs la retórica dañina

El caso es que en el oxímoron moderno una de las dos partes constituye, siempre, una mentira puñetera. Y cuanto más mentira, mejor cuela (...) Adorno y otros filósofos de la Escuela de Francfort acuñaron el oxímoron "industria cultural" para definir la mercantilización de la cultura y su uso por parte de las clases dominantes como instrumento de control sobre la sociedad. Ya ven lo que ha ocurrido. La "industria cultural" se llama a sí misma "industria cultural", y lo hace con orgullo. (...) Cuando alguien se baja de Internet Ángeles y demonios (allá cada cual con sus vicios), las artes, las letras y el pensamiento entran en crisis. Se lo ruego: cada vez que lean o escuchen la expresión "industria cultural", sustitúyanla mentalmente por "negocio". Lo entenderán todo mucho mejor.

Leído a Enric González en esas páginas que consisten cada vez más en una sucesión de anuncios de un negocio "global en español" acompañados de columnillas más o menos interesantes, como esta, aunque sea para disimular. Vamos, que lo de "periódico global" también se está convirtiendo en un oxímoron bastante hiriente. Por ejemplo: ver la columna que no le publicaron al propio González hace tres meses. Menos mal que el tipo sigue ahí erre que erre, analizando con crudeza la debacle de la mano que le da de comer. Menos mal que nos queda gente así, y las columnillas de la sección de tele para estas cosas...

No hay comentarios: