viernes, 16 de noviembre de 2007

Wikanda, o la poca vergüenza

Wikanda es otro de los proyectos fantabulosos de la Consejería de Innovación de la Junta de Andalucía, siempre tan preocupada por insertar a los andaluces en la Sociedad de la Información. Básicamente, una locapedia: clon de la Wikipedia con temas andaluces.

A simple vista, la idea podría estar bien: software libre, 2.0, participación ciudadana, blabla... ¿pero qué sentido tiene impulsar esto cuando ya existe la Wikipedia y contiene temas tan andaluces como el Gazpacho? Bueno, según explican en Generación Web, la Wikipedia se centra en contenido "de interés universal" y las locapedias la complementan con contenido localísimo. Además, hay razones más o menos chovinistas que pesan a la hora de sentirse parte de un grupo o crear liderazgo. Y el hecho de que empiecen de cero da la oportunidad de superar las carencias o dificultades que se hayan podido identificar en la Sagrada Wikipedia.

Pero, ¿cuál es el sentido si ya existen la Cordobapedia y la Sevipedia (ambas iniciativas ciudadanas sin ánimo de lucro)? Pues está claro: colgarse una medalla mediante otra de esas ruedas de prensa en las que se anuncian proyectos interesantísimos de los que nadie se acordará nunca (ver Ágora Virtual). Al parecer, la Junta no tuvo muy en cuenta a los pioneros sevillanos, pero sí a los cordobeses (malos rollos incluídos, parece, pero no entraremos ahí), que son los que han desarrollado el proyecto panandaluz. Al menos Alfredo Romeo, superpionero en estos temas.

La poca vergüenza aparece cuando la Junta, o el consejero de turno, presenta Wikanda como un proyecto ciudadano. Y la amplifica, como siempre, el informador de turno que estaba en la rueda de prensa copiando entrecomillados y dándole lo mismo de que fuera el tema (probablemente porque le iban a pagar lo mismo, es decir, una miseria o en su defecto una beca). Titula Europa Press: "Wikanda surge como la primera wikipedia de contenidos andaluces nacida de la iniciativa ciudadana". Y se la cuela a unos pocos (sólo en 20Minutos están algo más avispados). Para colmo, en la propia web hay que rebuscar para ver quién está detrás del invento y para saber que "se reserva el derecho para ceder los datos de carácter personal que Vd. proporciona como usuario a los organismos y/o empresas públicas dependientes de de la Consejería". Muy bien, todo muy honesto, muy web 2.0 y muy colaborativo. Ah, y además hay que estar registrado para poder editar. Me parece que no sólo los periodistos no se han enterado de qué va el tema.

En otro orden de cosas, pretenden dinamizarlo a través de la red Guadalinfo. Les va a hacer falta, porque por ahora, con todo el eco mediático de ayer, sólo dos usuarios han hecho tres ediciones. Pero, por favor, que no lo promocionen con este vídeo tan lleno de iconos cutres, que aunque esté hecho como para que se entere mi madre (antes de ayer se abrió su primera cuenta de correo, por cierto), está tan mal explicado que no me entero ni yo.

6 comentarios:

Pedro Jiménez dijo...

Hola marta,

jejeje, por aclararte que Ágora Virtual nació como un prototipo de estudio, de la Gerencia de Urbanismo y nunca fue presentado en rueda de prensa :)

No voy a defender yo los "atropellos" que comentas, pero era un poco por dejar las cosas un poco más claras.

Un saludo

Pedro Jiménez dijo...

Y por seguir con la indignación hay otro proyecto "ciudadano" (de personas jurídicos) que a mi me parece más indignante... y preocupante en cuanto a la privatización del conocimiento vestido de participación ciudadana

http://www.kalipedia.com/ del Grupo Santillana... sólo hay que leer http://www.kalipedia.com/acercade.html?pag=1 para ver un gran ejemplo de educación... llamemosla conductista

marta dijo...

Hola Pedro,
La verdad es que mi frase se presta a malentendido, sí. Citaba Ágora como ejemplo de "proyectos interesantísimos de los que nadie se acordará nunca", no de todo lo demás... Me refería a cuando desde las instituciones se impulsa la creación de una herramienta y no se estudia si realmente se necesita o cómo hacer que los usuarios a los que va dirigida la hagan suya... Como la Wikanda, que a día de hoy sigue sin crecer demasiado.

El enlace de la Kalipedia es escalofrante, sí. Cabía esperarlo de una editorial tan anclada en el pasado.

Pedro Jiménez dijo...

Bueno la verdad es que lo de las necesidades estoy de acuerdo... habrá que pensar qué necesitamos la gente en general y como la tecnología per se no es buena ni mala... más bien diría que es acrítica y eso sí que nos debe preocupar... ¿porque si no estamos "informados" cómo vamos a diferenciar entre kalipedia, wikianda y wikipedia?

Al menos con los blogs y con el trabajo en red vamos conectando cosas :)

Anónimo dijo...

video eliminado (enhorabuena).
Pedro Jiménez y Teclista: cierto lo que decís sobre kalipedia de los coj... El otro día entré y quedeme anonadado. Incluso el texto de las lecciones es malo.
Por cierto, respecto a Santillana y sus pamplinas, la renovación didáctica de las tic y blablabla, tienen buenas agarraderas interneteras-blogueras (dígolo por si lo ignoraban): http://dewey.uab.es/pmarques/dim/snr.htm
un saludo desde el anonimato.
pd: colócolos en favoritos.

aromeo dijo...

Hola Marta, soy Alfredo Romeo

Antes que nada, gracias por el post.

No comparto tu visión del asunto, entre otras cosas porque lo he vivido muy de cerca y sé cuál ha sido el objetivo del proyecto.

La iniciativa ciudadana existe cuando Cordobapedia comienza en octubre de 2005 por parte de dos ciudadanos (el que escribre y Sergio Gómez). Ampliar una experiencia que en Córdoba ha sido exitosa y que en Sevilla estaba comenzando (se inició en abril del año 2007) al resto de Andalucía.

Podemos estar de acuerdo conque la comunicación en medios de prensa puede ser mejorable (como el 95% de las notas de prensa en cualquier ámbito que se expresan), que se tiene que entender de una mnaera mejor el tema de la participación, pero es indudable que una plataforma como Wikanda, puede convertirse en una de las mejores maneras para que las personas que no tienen relación con Internet, pueden hacerlo desde otro plano completamente diferente hasta el que ahora han conocido.

Esa es la apuesta, y realmente esa es desde mi punto de vista la revolución. La Administración pública promoviendo una plataforma donde es autorganizada por parte de la comunidad.

Con respecto a lo de la escasa participación, desde la creación de Wikanda, se han creado más de mil artículos nuevos libres sobre la sociedad andaluza, los cuales la inmensa mayoría no se encontraban en ningún otro sitio en Internet, además de contar ya con más de 500 imágenes nuevas libres sobre Andalucía. No sé de otros proyectos donde se haya generado tanto contenido libre como el que te comento en tan poco tiempo. Yo por lo menos no conozco ninguno.

Habrá muchas cosas criticables las administraciones públicas (en mi blog he hablando durante los últimos 4 años de estos temas, siendo además muy duro como creo que hay que ser), pero particularmente y aunque de una manera subjetiva por haber estado envuelto en el proyecto, Wikanda es desde mi punto de vista una de las mejores formas de integración digital que puede ofrecer una administración pública para los ciudadanos de los centros guadalinfo.

De todas maneras Marta, ¿qué harías para mejorar Wikanda?

Alfredo